fer-61.JPG
fuga-145.JPG

A los 14 años conocí a la fotógrafa del campamento, Cristina, ella fue mi primera mentora. Me enseño lo más básico de una cámara, desde cómo tomarles fotos a personas - algo muy diferente a los paisajes - y cómo destacar las emociones y lo mejor de cada persona en un click. A esa edad fue cuando pase de tomar fotos de pinos, cielos y animales a capturar momentos e historias de las personas. Y apenas iba empezando la aventura.

Dos años después me contrataron como fotógrafa del campamento y fue uno de los mejores veranos de mi vida. Aprendí mucho en esos meses y fue cuando me enamoré de verdad de la foto. El estar rodeada de gente increíble y contar sus historias en mis fotos es lo que me inspira a continuar haciendo lo que amo.

IMG_4578.jpg

Sin embargo, hay veces que nos entra la duda cuando elegimos qué queremos y amamos hacer en la vida. Aquí es cuando entro mi segundo amor: los animales. Aunque llevaba años tomando fotos como hobby, elegí estudiar Veterinaria. Entonces dejé un tiempo la lente, y agarre mis botas para estudiar algo que sigo amando al día de hoy. Pero si ahora me dedico prácticamente a la fotografía y ya me encantaba, la pregunta que a lo mejor tienes todavía en mente es ¿por qué no estudié fotografía o audiovisuales? 

IMG_1160.JPG

Finalmente, 2020 fue el año que hizo la diferencia, decidí aventarme a realmente emprender, comencé a invertir más tiempo y capital, realizar colaboraciones, idear estrategias de crecimiento, crear mi página web y formalizar mucho más Jimena Llamas Photography. Probablemente si no hubiese tenido tantas oportunidades desde pequeña mi historia sería otra, tal vez hay cosas que pude haber cambiado (Estudiar algo diferente, por ejemplo) pero todo lo que he vivido me ha llevado hasta aquí: A compartirte mi historia. Ha sido un camino lleno de altibajos, sobrepasados de entera felicidad y satisfacción por ser la fotógrafa de tantas historias. Sigo aprendiendo, me sigo inspirando y sobre todo me sigo emocionando por lo que hago.

Gracias por leer hasta aquí. Así como esta historia, mi historia, quiero contar la tuya a través de mis fotografías.

Hola, yo soy Jimena Llamas, tengo 24 años y me apasiona la fotografía. En esta sección te contaré un poco más sobre mi historia y de dónde nació esto que me encanta y me emociona muchísimo: la fotografía.

Desde que tenía 8 años soy amante de tomar fotos. Hay una historia completa de cómo fue que empezó todo: cada verano nos íbamos mis hermanos y yo a Canadá a vivir una experiencia llena de diversión, memorias y aprendizaje. En este lugar encontré los paisajes más hermosos que he visto, les quería tomar fotos todo el tiempo. Suena muy cliché pero no hay nada como la fotografía de paisajes para enamorarte del arte de capturar imágenes. Las fotos las tomaba con mi celular entonces la calidad no era la mejor, pero me encantaba tomar una y otra vez de fotos de amaneceres y anocheceres, entonces pedí una cámara de regalo para Navidad. El siguiente verano llegue con mi cámara profesional entonces capturar las imágenes de los paisajes fue increíble! Y seguí haciéndolo cada año, mismo lugar diferente año.

WhatsApp Image 2021-03-03 at 9.31.13 PM.

Pero apenas empezó este amor me di cuenta que me faltaba - y aún lo hace - aprender más técnicas, adquirir experiencia, tomar cursos con fotógrafos más experimentados y realizar inversiones en equipo de fotografía. Han sido al menos 10 años desde que comencé a tomar fotos de personas y he estudiado en cursos de todo en Ciudad de México y Guadalajara, con fotógrafos nacionales e internacionales, pase por 7 cámaras diferentes, cambie de Nikon a Canon, he probado fotografías de día y de noche, eventos sociales, bodas, bautizos, primeras comuniones, comidas familiares, de todo. Hasta llegar al día de hoy donde puedo decir que mi estilo de fotografía ha cambiado y mi edición ha mejorado muchísimo hasta convertirse en lo que ven ahora en mis redes sociales y aquí mismo, en mi página web. 

A&J-149.JPG

Para fotografía podía tomar más cursos y practicar una y otra vez con mis hermanos, amigas, eventos, etc. Pero tal cual curar la infección de un perro o realizar una operación quirúrgica para salvarle la vida a un caballo, no era algo que pudiera hacer sin estudiar. Entonces estudiaba y me preparaba para salvar la vida de animales entre semana, y tomaba fotografías de personas y eventos durante el fin de semana. No dormía mucho, y habló en pasado porque lo logré. Me gradué de veterinaria y de vez en cuando atiendo operaciones, mientras que casi la totalidad de mis días las dedico a atender bodas y eventos, conocer próximas novias, esposos y familias, platicar con clientes y editar.

fuga-159.JPG